Uñas

¿Esmaltado permanente o semipermanente?

Sabemos lo divertido que es escoger el color ideal para tus uñas, lo que es complicado es decidir cuál es tu esmaltado ideal, sobre todo cuando tus dos opciones son el permanente o semipermanente; gracias a sus diferencias mínimas, pero definitivamente palpables. Realmente no es tan difícil como crees solo depende de tu objetivo o preferencia, así que hablemos un poco de ambos para disipar tus dudas.

Escoge tu preferido y dale color a tus uñas

Esmaltado permanente

El esmaltado permanente reúne las mejores cualidades de un esmalte tradicional y el acrílico de las uñas postizas, su consistencia es muy similar al del tradicional logrando que su manejo sea sencillo y muy familiar, y su secado es más parecido al de las uñas postizas que necesitan la luz UV para conseguir más durabilidad.
Al utilizar la luz UV el acrílico del esmalte permanente se une de forma más uniforme con la uña y así conseguimos que éste tenga una mayor duración y reducir el riesgo de romperse o rayarse. Esto es un beneficio para tus uñas, ya que, si es aplicado de la forma correcta puede durar de 14 a 21 días, dependiendo de la velocidad de crecimiento de tus uñas, pero a diferencia del esmaltado semipermanente, el permanente requiere asistir siempre a tu centro de belleza a que te retiren el mismo, ya que no cae solo con el quitaesmalte y al quitártelo en casa puedes lastimar tus uñas sin necesidad.

Esmaltado semipermanente

Es un esmaltado que viene con una diversa gama de colores como el permanente, necesita de la luz UV para un secado perfecto y duradero. Estos esmaltes contienen un tipo diferente de acrílico y su objetivo es aportar durabilidad y un efecto más natural. Esta durabilidad del esmalte se refuerza colocando capas protectoras que sellan el producto en la uña para que no se rompa ni se suelte fácilmente.

Su durabilidad depende también de la calidad del esmalte. Una buena marca puede llegar a durar tanto como un esmalte permanente, pero es usual el aparecimiento de pequeñas grietas al final de algunos días, aunque el esmalte no se rompa totalmente.

Sabiendo esto, ahora te contamos 10 diferencias puntuales entre ambos:

  • El precio: El esmaltado semipermanente siempre será un poco más económico que el permanente, pero recuerda que el segundo tiene mayor durabilidad y resistencia.
  • Aplicación de primer: El primer es el producto que se utiliza antes del esmalte para que este se adhiera mejor. El esmaltado semipermanente no lo utiliza mientras que el permanente sí.
  • Se retira con quitaesmalte: El semipermanente lo puedes retirar tranquilamente con el quitaesmalte mientras que para retirar el permanente debes asistir a tu centro de belleza.
  • ¿Se puede retirar con lima?: No, ninguno de los dos se retirar limándolo de tu uña natural, esto puede lastimarla y desgastarla.
  • Hay que dejar descansar las uñas: Lo ideal es que siempre dejes un período de descanso entre una aplicación y otra en cualquiera de los dos casos de forma que tu uña pueda descansar, pero hay que tener en cuenta que el proceso para esmaltado permanente es un poco más complejo así que es mucho más necesario cuando usas con frecuencia este tipo de esmaltado.

Ahora, sabiendo esto, solo debes animarte a probar ambos para determinar cuál es tu favorito y con cual te sientes mejor.

Centros recomendados



También te pueden interesar