Faciales

Rejuvenecimiento facial con Ácido Hialuronico

Comencemos contándote que el Ácido Hialuronico es una sustancia producida de forma natural por nuestro organismo, principalmente en nuestra piel y su función es la de retener agua, aportando hidratación y volumen. Con el tiempo el organismo disminuye la capacidad de reponerlo y como resultado tenemos la perdida de volumen y la aparición de arrugas.

El Ácido Hialuronico es el favorito para rellenos faciales por sus excelentes resultados y margen de seguridad. Es un tratamiento que, si bien es indicado para las que queremos reducir arruguitas y lucir un rostro más terso y joven, es el profesional quien te indicará el momento ideal para comenzar a aplicarlo.

Gánale al tiempo y luce un rostro perfecto

¿Cómo se aplica el Ácido Hialuronico?

El profesional lo aplica con micro-inyecciones directamente en la zona a tratar y, además de ayudar a reponer el Ácido Hialuronico perdido, te ayuda a remodelar la forma del rostro o labios y otorga volumen para el proceso de rejuvenecimiento al igual que permite rellenar surcos y arrugas estáticas, que son las arruguitas que se ven aun cuando el rostro está en reposo.

¿Cada cuánto tiempo debes hacerte un retoque?

Depende mucho de cada persona, pero la pérdida del efecto es gradual así que dura entre 9 meses a 1 año.

7 Ventajas de Ácido Hialuronico:

  1. Te ayuda a mantener la hidratación
  2. Refuerza las defensas de tu piel
  3. Cutis suave por más tiempo
  4. Disminuye las líneas finas y arruguitas
  5. Estimula la producción de colágeno
  6. Reduce y previene manchas en la piel
  7. Equilibra la humedad ideal en la piel evitando acné o comedones.

Los usos más frecuentes:

  • Definir el contorno de los labios
  • Conseguir volumen en el rostro y zona de los pómulos
  • Alisar los labios
  • Disminuir las líneas de expresión
  • Eliminar las arruguitas en el costado de los ojos “Patas de gallo”

Ten en cuenta que, a pesar de que es un procedimiento muy seguro y es muy poco probable que tengas problemas con él, existe la posibilidad de que tenga algún efecto secundario como, por ejemplo:

  • Sensibilidad y aparición de hematomas
  • Dolor y molestias
  • Irritación y enrojecimiento

Esto podrás evitarlo siempre que lo realices con un profesional calificado para que disfrutes el 100% de tu tratamiento.

Centros recomendados



También te pueden interesar